Embed HTML not available.
Inteligencia emocional Lecciones gratuitas

Los 9 Hábitos De Las Personas Emocionalmente Inteligentes (II)

LOS 9 HÁBITOS DE LAS PERSONAS EMOCIONALMENTE INTELIGENTES

VÍDEO 2: 3 HÁBITOS MÁS

¡Hola de nuevo! Me alegro mucho de encontrarte en este segundo vídeo de la miniserie sobre los 9 hábitos de las personas emocionalmente inteligentes.

En el primer vídeo de esta miniserie te hablé de los 3 primeros hábitos. Si no has visto ese vídeo, te recomiendo encarecidamente que pulses el botón de pausa y vayas primero a ver ese vídeo anterior.

Y si ya lo has visto, te recuerdo cuáles eran esos 3 primeros hábitos:

Las personas emocionalmente inteligentes se conocen a sí mismas.

Toman decisiones, y

Gestionan sus emociones.

Pues bien, hoy vamos a ver 3 hábitos más de esas personas emocionalmente inteligentes. ¿Empezamos?

Hábito 4: Empatizan

Se trata de personas con una facilidad sobresaliente para empatizar con quienes las rodean. Comprenden muy bien los sentimientos ajenos y se mueven por el mundo con unas lentes empáticas a través de las cuales ven realmente en el fondo de cada persona.

Saben que cada ser humano es un mundo en sí mismo, y que lo que a una persona le gusta a otra puede producirle rechazo, o que personas diferentes se sientes de modo distinto ante la misma situación.

Comprenden que el lenguaje emocional no es exactamente universal y que cada persona expresa sus emociones según su propio estilo. Por ejemplo, son capaces de identificar los diferentes lenguajes del amor de modo que su vida en pareja cuenta con esa enorme ventaja.

Son personas intuitivas porque captan las señales emocionales que para la mayoría pasan desapercibidas.

Hábito 5: Abren sus corazones

Las personas emocionalmente inteligentes valoran muchísimo la apertura y la confianza en las relaciones.

Esto no significa que abran su corazón indiscriminadamente, pues también saben que no todo el mundo tiene buenas intenciones y que, con determinado tipo de personas, entregar el corazón es un riesgo que no merece la pena.

Por lo general, sí confían en el ser humano y en la vida en general, y están dispuestas a dar una oportunidad a quienes habitualmente son rechazados.

Además, son personas confiables, pues no tienen necesidad de traicionar ya que sólo se comprometen con las causas que pueden asumir.

Hábito 6: Se comunican bien

La comunicación de calidad es un hábito especialmente característico de las personas emocionalmente inteligentes.

No suelen hablar más rápido de lo que pueden pensar, por lo tanto, a menudo encontrarás la inteligencia emocional en personas con cierta tendencia a guardar silencio.

Son capaces de hablar de sus sentimientos, pero evitan que se convierta en costumbre contaminar a otros con sus problemas, pues saben que las emociones son contagiosas y no tiene sentido enturbiarle el día a quien está feliz.

Estas personas son maestras de la escucha. Reconocerás a una persona emocionalmente inteligente porque la verás haciendo preguntas… muchas preguntas cuando se les está contando algo.

Son conscientes de que los juicios no son la realidad y que ante un desacuerdo o una decepción hay siempre infinitas perspectivas.

No suelen culpar ni recriminar y mucho menos victimizarse, ya que asumen su propia responsabilidad en todo lo que ocurre en sus vidas y saben que los ataques no tienen sentido.

Sin embargo, son personas especialmente asertivas, y reclaman lo que consideran les pertenece.

Pues bien… estos son los tres hábitos de hoy: Empatizan, abren sus corazones y se comunican bien. Y ahora tengo una nueva propuesta para ti.

Te propongo un desafío de comunicación positiva. Si nunca has hecho esto premeditadamente, te va a resultar un poco complicado.

De lo que se trata es de que, a lo largo de todo un día, te comuniques sólo positivamente. ¿Y qué significa esto? Nada de criticar, nada de quejarse, nada de protestar por protestar, nada de contaminar con problemas personales.

Dedica todo un día a sonreír y ser feliz a propósito. Cuando te pregunten qué tal, responde ¡Muy bien! en lugar de relatar tu disconformidad con el clima, tus problemas de sueño y espalda ni tu enfado con tu jefa.

Esfuérzate por transmitir únicamente felicidad. Y te puedo asegurar que descubrirás un nuevo modo, un modo mucho mejor de vivir.

En el próximo vídeo veremos los últimos 3 hábitos de las personas emocionalmente inteligentes y… te hablaré del increíble programa de becas de la Escuela de Inteligencia Emocional. ¿No querrás perdértelo? Nos vemos en el último vídeo.

You Might Also Like...

4 Comments

  • Reply
    Edith
    10 septiembre, 2014 at 6:02 am

    Estimada Sandra: Son de mucha ayuda para el día, y es un gusto leerte y que nos conduzcas a temas interesantes y de aprendizaje, un saludo cordial.

    • Reply
      Sandra Burgos
      10 septiembre, 2014 at 10:59 am

      Muchas gracias Edith 🙂
      Es un placer tenerte por aquí. Un abrazo,
      Sandra.

  • Reply
    Antonio Rusiñol Ruiz
    12 septiembre, 2014 at 4:37 pm

    Estupendo Sandra,estas tres descripciones son un lujo de saber convivir con los demás y uno mismo,no se sienten la tentación de enfrentarse a ninguna persona que no comparta sus ideas ni entrar en discusiones absurdas,gran madurez de carácter es lo que se benefician,un abrazo Sandra.

    • Reply
      Sandra Burgos
      12 septiembre, 2014 at 5:44 pm

      Muchas gracias por tus palabras, Antonio. Efectivamente, todos deberíamos aspirar a ser cada día un poquito más inteligentes a nivel emocional 😀 ¡Son todo beneficios!
      Un abrazo,
      Sandra.

Leave a Reply